04 DE julio DE 2019 11:00

Reconstrucción virtual para recrear el yacimiento de Arrola y conocer con mayor realismo el patrimonio cultural de Bizkaia

Departamento de Euskera, Cultura y Deporte

La Diputación Foral de Bizkaia introduce las últimas tecnologías en el programa itinerarios históricos para acercar aún más la historia y el patrimonio cultural de Bizkaia a la ciudadanía, con una experiencia piloto que se pone en marcha en las visitas programadas a Oppidum de Arrola los días 5, 12, 13, 19, 26 y 28 de julio; y el 4, el 17 y el 30 de agosto. ‘Itinerarios históricos’ incluye, además, visitas guiadas a otros enclaves consolidados como Urdaibai (julio y agosto) y la Ruta Juradera (septiembre). Habrá visitas guiadas tanto en euskera como castellano, los grupos serán reducidos y las personas asistentes deberán hacer su reserva previa en el teléfono 688 856 689 o en la dirección de correo: ibilbideak@bizkaia.eus

Oppidum de Arrola

El programa "Itinerarios históricos" de la Diputación Foral de Bizkaia, que recorre con visitas guiadas enclaves arqueológicos del Territorio, celebra este año su octava edición introduciendo nuevas tecnologías. Como novedad y experiencia piloto, este año se pone en marcha una visita al Oppidum de Arrola que transportará a la persona visitante al pasado de una manera muy real y podrá ver la recreación del yacimiento de IV antes de Cristo. De esta manera, los restos que contemplará a lo largo de su visita cobrarán aún más sentido ya que podrán ver cómo era el lugar hace miles de años. Una reconstrucción virtual acercará la historia y el patrimonio cultural aún más a la ciudadanía.

Haciendo uso de técnicas de fotogrametría sobre las imágenes aéreas del castro, una reconstrucción del castro modelado 3D con texturas realistas y el uso de vídeo aéreo y fotografía en 360º, se ha construido una aplicación que permitirá a los visitantes, a través de dispositivos móviles tipo tableta, poder conocer cómo era el castro en su origen mediante técnicas de fusión de la realidad con la reconstrucción virtual, disfrutar de vídeos aéreos del castro actual e incluso poder recrearse con una foto 360 de la reconstrucción real de una de las viviendas de sus antiguos moradores. Todo ello de una forma intuitiva y sencilla. Se han seleccionado 6 puntos clave en la visita desde donde se podrán disparar estas nuevas experiencias en las que con presionar un botón sobre la tablet el castro recuperará su apariencia de hace 2.300 años.

Las tecnologías utilizadas para llevar a cabo esta visita son las siguientes:

  • La fotogrametría es la técnica cuyo objetivo es el conocimiento de las dimensiones y posición de objetos en el espacio, a través de la medida o medidas realizadas a partir de la intersección de dos o más fotografías, o de una fotografía y el modelo digital del terreno.
  • Las Fotografías 360 nos permiten observar un lugar como si estuviéramos en el centro de una esfera, pudiendo cambiar el ángulo de visión respecto de los 360 grados, tanto en horizontal como en vertical y con ello se consigue sumergir al observador en el escenario de la fotografía. En el caso del Castro se ha combinado esta tecnología tanto para la foto real como para la reconstrucción, obteniendo una foto 360 con la apariencia del lugar de hace 2.300 años.
  • El modelado 3D es el proceso de desarrollo de una representación matemática de cualquier objeto tridimensional (ya sea inanimado o vivo) a través de un software especializado.

Estas visitas a Arrola se llevarán a cabo los días 5, 12, 13, 19, 26 y 28 de julio; y el 4, el 17 y el 30 de agosto. Esta experiencia forma parte de un itinerario más amplio. El programa de visitas comenzó este mes de junio con el Itinerario histórico de Rutas ferronas, el llamado Itinerario histórico de Urdaibai se realizará los meses de julio y agosto y contará con expertos en la materia que darán detalles de cada uno de los lugares así como los  resultados de las investigaciones llevadas a cabo en los mismos. Los enclaves a visitar en este espacio serán: el Poblado romano de Forua, la Necrópolis romana de Tribisburu, la Estación megalítica de Katilotxu, el Oppidum de Arrola-Arrolagune  y el Castillo de Ereñozar.

Por otro lado, los dos últimos fines de semana de septiembre la Diputación Foral va a poner en marcha visitas guiadas a La Ruta Juradera de Bizkaia, propone un recorrido por los lugares donde el Señor de Bizkaia juraba los Fueros.

La Diputación oferta las visitas tanto en euskera como en castellano.  De cara a ofertar un servicio de calidad y sostenible, el número de personas que acudan a la visita será restringido. Las personas interesadas deberán realizar la reserva previa por teléfono 688 856 689 o a través de la dirección de correo electrónico ibilbideak@bizkaia.eus

ITINERARIO HISTÓRICO DE URDAIBAI

Este itinerario se realizará durante los meses de julio y agosto en la cuenca de la ría de Mundaka. Serán visitables los yacimientos arqueológicos de Oppidum de Arrola (Arratzu), el Poblado Romano de Forua, la necrópolis romana de Tribisburu (Bermeo-Busturia), el Castillo de Ereñozar (Ereño) y la Estación megalítica de Katilotxu (Mundaka, Sukarrieta y Busturia).

El Oppidum de Arrola es uno de los más importantes poblados prerromanos del Cantábrico oriental. Levantado sobre la cumbre de la cordillera de Gastiburu en el siglo IV a. de C., fue el núcleo de población que articuló la vida en Urdaibai hasta el siglo I d. C. El poblado se reparte en la actualidad entre los municipios de Arratzu, Nabarniz y Mendata y abarca una extensión de 16 hectáreas. Este tipo de fortaleza o castro es el más frecuente en el paisaje de la Edad del Hierro, siendo Arrola el mejor conservado de los que existieron en Bizkaia. El conocimiento de la vida en el Oppidum de Arrola se completa con la visita al centro de interpretación, Arrolagune, en Arratzu.

Otro de los lugares dentro del programa de visitas es el conjunto histórico de Forua, el yacimiento arqueológico de la época romana mejor conocido y conservado de la costa vasca.

El Poblado romano de Forua se sitúa en la colina de Elejalde (Forua) sobre la ribera izquierda del río Oka, en el corazón del Urdaibai. Data  del siglo I d.C. y ocupa una superficie de 6 hectáreas.

El yacimiento, excavado hasta 2017, ha dado a conocer la existencia de catorce construcciones, de diferentes tipologías y usos, construidas en mampostería de arenisca. Además de las cabañas y casas ocupadas por los habitantes, se han localizado numerosos hornos metalúrgicos para la fundición del hierro y varias herrerías para la elaboración de herramientas, armas y barras de metal.

En el subsuelo de la iglesia parroquial de San Martín de Tours, bajo el templo cristiano renacentista, fueron recuperadas diversas necrópolis medievales y la planta de un templo gótico, que podrán contemplar las personas que realicen esta visita.

La Necrópolis de Tribisburu (Bermeo y Busturia) es otra de las joyas del Territorio. La Diputación Foral de Bizkaia comenzó hace seis años las tareas de excavación en este tesoro arqueológico en el que, hasta el momento, se han localizado diez estructuras funerarias, recintos dentro de los cuales se depositaban las cenizas y los efectos personales incinerados del difunto.

Los primeros indicios sobre la presencia de este yacimiento datan de 1994, pero es en 2013 cuando el servicio de Patrimonio Cultural de la Diputación Foral de Bizkaia incluye Tribisburu entre sus proyectos de investigación.

Los restos encontrados muestran el rito funerario que utilizaban nuestros ancestros en Tribisburu entre los siglos I a III d.C. La incineración del cadáver del difunto la realizaban en una pira de leña, junto con sus enseres personales y las ofrendas que recibió en su día por sus allegados.

En las labores de excavación se han localizado numerosos materiales como:  vestidos, calzado, armas, adornos u objetos de uso cotidiano ( platos y ollas de cerámica). A pesar de que los restos hallados están muy fragmentados, es indudable la atribución cultural a la influencia de Roma.

El Castillo de Ereñozar es otro enclave que forma parte de este itinerario histórico. La cima medieval de San Miguel de Ereñozar se encuentra en Ereño. La investigación arqueológica de este yacimiento constata una secuencia histórica desde la Edad Media hasta nuestros días. Una necrópolis con diferentes etapas y restos de un castillo ya desaparecido son los elementos que vertebran el yacimiento. En la cumbre, coronada hoy por una pequeña ermita, los visitantes podrán revivir una de las etapas más desconocidas de nuestra historia, la que habla de épocas de castillos medievales y fortalezas que durante la Edad Media vigilaban nuestros valles, y de los modos de vida y creencias religiosas de nuestros antepasados.

Por último, la Estación megalítica de Katilotxu consiste en construcciones funerarias de uso colectivo compuesto por dos dólmenes excavados y restaurados entre 2004 y 2008, además de  tres estructuras tumulares no intervenidas.

LA RUTA JURADERA DE BIZKAIA

La Ruta Juradera propone un recorrido por los lugares donde el Señor de Bizkaia juraba los Fueros, un acto solemne y fundamental, que tuvo gran importancia en tiempos pasados para acordar y cimentar la relación entre el Rey y  los vizcaínos, y cuya repercusión se ha mantenido viva a lo largo del tiempo, contribuyendo a definir la singularidad de nuestro Territorio Histórico.

El camino juradero partía de Bilbao, tenía como punto central Gernika-Lumo y acababa en Bermeo. Se visitarán los lugares y monumentos  donde se llevaba a cabo la jura de los Fueros de Bizkaia. Esta visita tiene dos objetivos principalmente: dar a conocer nuestra Historia y, otro más específico, adentrarnos en la esencia de los Fueros de Bizkaia para comprender algunos de sus mecanismos de aplicación.


Fotos